Sembrando futuro

Mil mundos por crear

Mil Mundos por crear


¿Cómo se crea un mundo?

Continuamente, en espiral, con movimiento, palabras, trayectorias, ritmo, engarces…

Esta es una colección para alentar a niñas y niños a un hacer creativo, una y otra vez, en diversos mundos, de muchas maneras. Lejos de parámetros fijos, estereotipos y modelos, estos libros desarrollan su poder creativo y expresivo. No se trata libros para colorear y hacer manualidades digeridas y dirigidas, sino de una propuesta de lectura interactiva y visual para llevar a los niños a ver más allá de las pantallas, usar sus manos, estimular su imaginación, buscar y encontrar, crear imágenes, articular palabras e historias, hacer conexiones.

Libros para un aprendizaje visual, motriz, espacial, numérico pero, sobre todo, ¡para divertirse de muchas maneras y crear desde sí mismos y con otros!

A partir de 3 años


100 Monos

100 Monos

de Masayuki Sebe (Autor e Ilustrador)

Un divertidísimo libro que ayuda a los prelectores y primeros lectores a explorar el concepto de cien. Un reto para los niños que estimula la concentración por medio de la observación y la diversión.

Una vez 100 monos curiosos y hambrientos en busca de comida. Una vez que sus barrigas se llenan, se echan una siesta y de pronto aparece un monstruo. Temen convertirse en almuerzo también, así que corren por sus vidas. Todo termina de la mejor manera: en una bonita amistad. ¡Cuéntalos, sigue sus historias, encuéntralos y diviértete!

¡Leer y jugar a la vez es posible!

Ya a la venta


Animales en un solo trazo

Animales en un solo trazo

de Kenzo Hayashi (Autor e Ilustrador)

¡Vamos a dibujar animales con una sola línea! Los más pequeños pueden dominar habilidades motrices dibujando sus animales favoritos con esta técnica artística: el dibujo a línea continuo. Este libro contiene más de 50 dibujos de animales para que los pequeños observen, tracen, imiten y se atrevan a dibujar cualquier animal. Una vez que dominen la técnica podrían crear muchos de animales con tan solo una línea.

Los dibujos a línea ayudan a los niños a pensar más allá de los modelos y arquetipos e incrementan su creatividad. También son un excelente ejercicio para el cerebro y la memoria a corto plazo, así como para ejercitar la habilidad de comprender el espacio de manera precisa.

¡Un divertido ejercicio cerebral para niños de 3 a 100 años!

Ya a la venta